La importancia de leer cuentos a nuestros hijos.

Comparte con tu familia y amigos
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Queridas familias, el uso de la biblioteca de nuestro centro infantil es una actividad muy popular entre los niños.

Se lo pasan fenomenal decidiendo el libro que quieren leer, trabajan la responsabilidad de tratar a los libros con cuidado y a devolverlos a su lugar después, así como se inician en el hábito de la lectura tan importante para su desarrollo.

La actividad de leer cuentos a nuestros hijos también es uno de sus momentos favoritos pero a veces nos preguntamos el por qué de su importancia para ellos y para su desarrollo. A continuación os expondremos algunas razones:

  • Mejora la confianza y el afecto hacia sus padres: La hora del cuento es un momento tranquilo donde muchas veces los niños aprovechan para expresar temores y sentimientos. Por lo tanto es un momento para conocerlos mejor además de que tiene un efecto muy positivo en su autoestima al dedicarles una atención especial.
  • Ayuda a combatir temores y miedos: cada vez podemos encontrar más bibliografía relacionada con temores infantiles y sentimientos de angustia. Un buen libro relacionado con esta temática puede ayudarles a superarlos y a conocer sus sentimientos.
  • Trabajamos la empatía y la diversidad poniéndonos en el lugar de los personajes.
  • Leerles a los niños también ayuda a aumentar su vocabulario y conocimientos: colores, lugares. formas, etc
  • Aumentamos sus niveles de atención y de memoria al pasar ratos de tiempo prolongados escuchando así como a respetar los turnos y silencios.

¿Cómo podemos hacer más especial este momento?

  • Buscar un lugar y momento adecuado. Sin prisas ni demasiado ruido.
  • Elegir cuentos adecuados a su edad y de su preferencia.
  • Incitarle a que nos cuente él mismo el cuento si quiere y que nos haga preguntas al finalizar. Dejarle participar cuando sea necesario.
  • Dedicarle toda la atención posible, sin distracciones, a este momento y al propio niño.

dsgdsgdf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*